Deconstruyendo el Mahasatipatthana Sutta(IV). Emociones.

el

 
Reconocer las emociones, clasificarlas, tabularlas, reconocer en ellas como aparecen, como se disuelven y su origen, si es a través de los sentidos o bien son generadas a partir de la liberación de neurotransmisores es fundamental para poder tomar control sobre ellas. La reacción emocional agradable procedente de los sentidos es condición para el apego. La reacción emocional desagradable procedente de los sentidos es condición para la aversión. La reacción emocional ni agradable ni desagradable procedente de los sentidos es condición para la ignorancia.
Para erradicar el sufrimiento es condición previa reconocer la naturaleza de las emociones que provienen de los sentidos, y a partir de ahí, estudiar sus mecanismos para reprogramar su desaparición.
Este ejercicio es la base de la ética buddhista: no hacer nada movido por el apego, no hacer nada movido por la aversión y no hacer nada movido por la ignorancia. O dicho de otra forma, es el corazón del Noble Octuple Camino.
Las emociones que no provienen de los sentidos están libres de apego, de aversión y de ignorancia. No acarrean sufrimiento.
 
 
DN 22. Mahasatipatthana Sutta
 
Contemplación de las Emociones
 
¿Y cómo, monjes, un monje vive fijándose en (la naturaleza de) emociones en las emociones?
Aquí, los monjes, un monje cuando experimenta una emoción agradable; reconoce «experimento una emoción agradable»;
o, cuando experimenta una emoción desagradable; él reconoce «experimento una emoción desagradable»;
o, cuando experimenta una emoción no-desagradable-ni-agradable, reconoce que «experimento una emoción no-desagradable-ni-placentera».
o, cuando experimenta una emoción agradable y procedente de los sentidos reconoce «experimento una emoción agradable que procede de los sentidos»;
o, cuando experimenta una emoción agradable no procedente de los sentidos; él reconoce «experimento una emoción agradable que no procede de los sentidos»;
O, cuando experimenta una emoción desagradable procedente de los sentidos, él reconoce «experimento una emoción desagradable que procede de los sentidos»;
o cuando experimenta una emoción desagradable no procedente de los sentidos, él reconoce «experimento una emoción desagradable que no procede de los sentidos»;
o, cuando experimenta una emoción procedente de los sentidos que es ni desagradable ni agradable, reconoce que «experimento una emoción que procede de los sentidos que no es ni desagradable ni agradable «;
o, cuando experimenta una emoción ni desagradable ni agradable no procedente de los sentidos, sabe que «experimento una emoción que no procede de los sentidos que es ni desagradable ni agradable «.
Así, él se fija considerando (el carácter de) las emociones en las emociones con respecto a sí mismo, o se fija considerando (el carácter de) las emociones en las emociones con respecto a otros, o se fija considerando (el carácter de) las emociones en las emociones con respecto a sí mismo y con respecto a los demás, o se fija considerando el carácter del origen en las emociones, o se fija considerando el carácter de la disolución en las emociones, o se queda considerando el carácter del origen y la disolución en las emociones, o bien la consciencia de que «ahí hay emociones» está establecida en él tanto como (es necesario) para un conocimiento completo y para una consciencia completa y él se fija autónomamente, y sin estar apegado a nada en el mundo.
De esta manera, monjes, un monje se fija considerando (el carácter de) las emociones en el cuerpo.

Deja una respuesta